¿Qué significa “eterno” en el Nuevo Testamento? (6)

Judas 1:6b en el Codex Sinaiticus (siglo IV). En la segunda línea se lee, ‘desmoîs aïdíois’, “cadenas eternas”, discutida abajo (imagen: codexsinaiticus.org).

Finalmente llegamos al Nuevo Testamento en esta serie de qué significan los términos griegos que se traducen en nuestras biblias como “eterno” (aiṓnios y aḯdios). Para ver todas las partes de esta serie, hacer click aquí; para ver las referencias en el texto completo de Ramelli y Konstan, hacer click acá.

Términos para eternidad: aiṓnios y aḯdios en textos clásicos y cristianos (Parte 5)

por Ilaria Ramelli y David Konstan

“[…] En el Nuevo Testamento, cuando la referencia es a Dios, se puede presumir que aiṓnios significa “eterno” en el sentido de “perpetuo”. Sin embargo, el sentido preciso de aiṓnios en el Nuevo Testamento, así como en la Biblia hebrea, no se puede resolver con la ayuda de definiciones o declaraciones explícitas que lo equiparan con términos tales como “no generado” e “incorruptible”, del tipo que se encuentra en los filósofos y en Filón de Alejandría. Por lo tanto, las posiciones adoptadas por los estudiosos de la religión en esta controversia han aceptado los dos extremos. Por un lado, William Russell Straw afirma de aiṓn que, en la Septuaginta,

“nunca se encuentra con el significado de ‘vida’, ‘tiempo de vida’… La mayoría de los casos puede llevar sólo el significado ‘eterno’”. En cuanto a aiṓnios, “se puede traducir ‘eterno’ o ‘perpetuo’ en cada aparición”.

Peder Margido Myhre, por el contrario, sostiene que el sentido platónico del término como “infinitud metafísica” está totalmente ausente en el Nuevo Testamento. Cito:

“Dado que, en toda la literatura griega, sagrada y profana, aiṓnios se aplica a las cosas finitas abrumadoramente con mayor frecuencia que a las cosas inmortales, ningún crítico razonable puede afirmar… que cuando califica al castigo futuro tiene el sentido estricto de infinitud metafísica… La idea del tormento eterno, introducida a estas palabras de la Biblia por una escuela teológica que era totalmente ignorante de la lengua griega, haría a Dios ser un tirano cruel”.

Pasamos ahora a los dos usos del término más estrictamente filosófico aḯdios en el Nuevo Testamento. El primero (Romanos 1:20) se refiere sin problemas al poder y la divinidad de Dios. En la segunda aparición, sin embargo (Judas 6), se emplea aḯdios para castigo eterno, no el de los seres humanos, sin embargo, sino de los ángeles malignos, que están prisioneros en la oscuridad “con cadenas eternas” (desmoîs aïdíois). Pero hay una restricción: “hasta el juicio del gran día”. Los ángeles, entonces, permanecerán encadenados hasta el Día del Juicio; no se nos informa qué será de ellos después. ¿Por qué aḯdios para las cadenas, en lugar de aiṓnios, que se utiliza en el siguiente versículo para el fuego del cual los castigos de los sodomitas son un ejemplo? Tal vez debido a que ellas perduran desde el momento de la encarcelación de los ángeles, en el principio del mundo, hasta el juicio que señala la entrada en el nuevo aiṓn: por lo tanto, el término indica la continuidad ininterrumpida durante todo el tiempo en este mundo. Esto no podría aplicarse a los seres humanos, que no viven a través de toda la duración del universo actual; a ellos se aplica más bien la secuencia de aiônes o generaciones”


  • Como ya se ha insinuado, no es tan claro como parece a primera vista que la primera de aquellas palabras, aiṓnios, signifique “eterno” en el sentido de “para siempre jamás”, por ejemplo, en “vida eterna”, “fuego eterno” o “castigo eterno”, sino que en cada caso queda abierta la posibilidad de más significados, incluyendo el de duración de tiempo finita.
  • Esto significa que la interpretación de los pasajes en que aparece el témino aiṓnios (y también aḯdios, como vemos en Judas 1:6) necesariamente requiere de más trabajo y reflexión que simplemente decir “mi traducción dice ‘eterno’, así que me quedo con eso”, porque quienes hicieron esa traducción tomaron ellos la decisión (si correcta o incorrecta está aún por verse) de dejar fuera los otros significados e interpretaciones posibles.
  • Dicha tarea interpretativa es más fructífera cuando se hace a la luz de la visión de mundo propia de los autores del texto bíblico, el apocalipticismo judío, con su insistencia en el conflicto entre las fuerzas del bien y las fuerzas del mal, y su diagnóstico pesimista respecto a la situación en la actual era (aiṓn) del mundo y a la vez optimista acerca de la inminencia de la acción de Dios para poner fin a dicha era y traer una “era por venir” de paz y justicia en el mundo. Ya sea que se concluya o no que aiṓnios significa “eterno” en el sentido de “para siempre jamás”, ese es el marco interpretativo propio de esas ideas para los autores de los textos bíblicos; nunca uno que implique la destrucción o el abandono del mundo.

La última parte del texto de Ramelli y Konstan explorará el uso de aiṓnios y aḯdios en Orígenes de Alejandría.

Categorías: Editorial, Traducciones | Etiquetas: , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.