¿Qué significa “eterno” en el Nuevo Testamento? (5)

En esta entrega llegamos al periodo relevante para nosotros, con el uso de las palabras griegas que se traducen como “eterno” (aiṓnios y aḯdios) en el Antiguo Testamento y la literatura intertestamentaria. Hemos visto antes que, según el análisis de Ramelli y Konstan, la palabra estándar para “eterno” en la literatura griega antes de Platón era aḯdios, nunca aiṓnios. La Septuaginta (la antigua traducción griega de la Biblia hebrea) refleja este uso, y plantea interesantes preguntas acerca de qué significan expresiones como “vida eterna” (aiṓnios) en relación con la “era por venir” mencionada en muchos textos judíos antiguos.

Términos para eternidad: aiṓnios y aḯdios en textos clásicos y cristianos (Parte 4)

por Ilaria Ramelli y David Konstan

” […] Dada la prevalencia del término aḯdios en la literatura griega a lo largo de la época helenística, parece una sorpresa que, en la Septuaginta, aḯdios esté casi ausente, apareciendo de hecho sólo dos veces, ambas en libros tardíos escritos originalmente en griego: 4 Macabeos y Sabiduría. Además, hay una instancia del sustantivo abstracto, aïdiótēs, de nuevo en Sabiduría.

Por otra parte, aiṓnios aparece con impresionante frecuencia, junto con aiṓn; detrás de ambas está la palabra hebrea ‘olām.

Unos pocos ejemplos de sus usos deben ser suficientes. En Génesis [Génesis 9:16], al pacto perpetuo con los seres humanos después del diluvio, conmemorado por el arco iris, se le denomina diathḗkē aiṓnios, al igual que al que existe entre Dios y Abraham y sus descendientes [Génesis 17:13, 19]; en Éxodo es el pacto entre Dios e Israel, santificado por la observancia del sábado, el que a su vez es llamado “un signo eterno” de este convenio a través de las generaciones y edades (aiṓnes) [Éxodo 31:16]. Aquí vemos el sentido de aiṓnios en relación con aiṓn, entendido como un tiempo en el remoto pasado o futuro.

En general, el sentido de aiṓnios es el de algo duradero a lo largo de los siglos, o en relación con la antigüedad remota, en lugar de eternidad absoluta.

Ahora bien, cuando se emplea el mismo término en referencia a Dios, por ejemplo, theòs aiṓnios, surge la pregunta: ¿significa aiṓnios simplemente “de larga duración” en estos contextos también, o hay una idea clara de la perdurabilidad de Dios presente en al menos algunos de estos pasajes? Tomemos, por ejemplo, Éxodo 3:15: «Y dijo Dios a Moisés: “Así dirás a los hijos de Israel: El Señor, el Dios de vuestros padres, el Dios de Abraham, el Dios de Isaac y el Dios de Jacob, me ha enviado a vosotros: este es mi nombre para siempre [aiṓnion], y por lo tanto seré recordado por todas las generaciones [geneôn geneaîs]”». El énfasis en las generaciones sucesivas, pasadas y futuras, sugiere tal vez que aiṓnios aquí connota edades repetidas, en lugar de un período de tiempo estrictamente infinito. Muchos de los otros ejemplos proceden de textos relativamente tardíos, pero incluso en estos es difícil decidir cuál sentido se pretende, en ausencia del tipo de lenguaje preciso que se encuentra en los filósofos pero que es ajeno a las Escrituras hebreas. En algunos casos, por otra parte, la referencia puede ser a la siguiente época o aiṓn, en lugar de a un tiempo infinito como tal.

De particular interés es la mención de Tobías (3:6) del lugar de la otra vida como un tópos aiṓnios, el primer lugar en la Biblia en que aiṓnios inequívocamente se refiere al mundo por venir. En 2 Macabeos, se afirma la doctrina de la resurrección y aiṓnios se utiliza con referencia a la vida del mundo futuro [2 Macabeos 7:9].

En resumen, la Septuaginta casi invariablemente emplea aiṓnios, en asociación con los distintos sentidos de aiṓn, en el sentido de un período de tiempo remoto o indefinido o muy largo (como ‘olām), con la posible connotación de un sentido más absoluto de “eterno” cuando el término se utiliza en referencia a Dios, pero esta connotación se deriva de la idea de Dios. En ciertos libros tardíos, como los de Tobías y los Macabeos, hay una referencia a la vida en el aiṓn, entendida en un sentido escatológico como el mundo por venir, en oposición al actual (kósmos, kairós).

El adjetivo aḯdios aparece sólo dos veces en la Septuaginta. En Sabiduría, que está saturado con el léxico filosófico griego, la Sabiduría es definida como “un reflejo de la luz eterna [aḯdion]” que es Dios. En 4 Macabeos, un tirano impío es amenazado con “fuego aiṓnion” para toda la edad o mundo por venir (eis hólon tòn aiôna). Pero aquí nos encontramos también con la expresión bíos aḯdios o “vida eterna”, en referencia a la vida después de la muerte de los mártires; este estado bendito, por otra parte, está en oposición a la destrucción duradera de su perseguidor en el mundo por venir. Este contraste entre las expresiones paralelas pero antitéticas ólethros aiṓnios y bíos aḯdios es notable. Ambos adjetivos se refieren a la vida futura, es decir, a un aiṓn futuro, pero mientras que el castigo es descrito con el término más general y polisémico aiṓnios, a la vida en el más allá se le aplica el término más técnico aḯdios, lo que denota una condición estrictamente sin fin“.


  • Para aprovechar la argumentación de los autores, es imprescindible tener presente que, para el pensamiento judío desde un par de siglos antes de Cristo en adelante (incluyendo el periodo del Nuevo Testamento), la historia de mundo está dividida en dos eras: la era (aiṓn) actual, dominada por poderes malignos, en la cual los judíos sufrirían, y una era futura, una “era por venir” en la cual Dios intervendría de manera decisiva poniendo fin a los poderes del mal y construyendo un reino de armonía y paz (ver este posteo anterior por el especialista en Nuevo Testamento Bart D. Ehrman).
  • Esa es la visión de mundo que tenían en mente los escritores bíblicos al decir que algo era aiṓnios: no necesariamente significaba “para siempre jamás”, sino que en muchos casos, cosas que habían sido aiṓnios durante la era actual dejarían de serlo (o de ser) en la era por venir. A la inversa, cuando se habla de cosas que serán aiṓnios en la era por venir, no necesariamente significa que serán “eternas” en el sentido de “para siempre jamás”. Puede que sí se esté diciendo que lo serán, pero eso no se puede simplemente suponer de antemano: tiene que ser argumentado en base a otros elementos.
  • Por ejemplo, si aiṓnios en muchos casos tiene que ver, para la mentalidad judía antigua, con esta “era por venir” de la que hemos estado hablando, ¿puede ser mejor traducir en pasajes como Mateo 25:46 “vida de la era por venir” y “castigo de la era por venir” en lugar de “vida eterna” y “castigo eterno”? (Observen que esa traducción no hace un juicio respecto a la duración de esa vida y ese castigo: puede que duren para siempre o sólo por un tiempo, pero ¿cómo saberlo sólo con ese pasaje?). Eso es lo que están argumentando cada vez más historiadores y teólogos, entre ellos un inglés llamado Robin Parry (muy interesante y honesto en sus planteos) del que posteremos próximamente un interesante entrevista (también pueden verlo y oír sus puntos vista en el documental Hellbound? y en este video en nuestro canal de Youtube).

El posteo de mañana revisará el uso de aiṓnios y aḯdios en el Nuevo Testamento. Para ver todas las partes de esta serie, hacer click aquí.

Anuncios
Categorías: Editorial, Traducciones | Etiquetas: , , , | 1 comentario

Navegador de artículos

Un pensamiento en “¿Qué significa “eterno” en el Nuevo Testamento? (5)

  1. QUE DICE CONCRETAMENTE LA BIBLIA?
    DIOS QUE ES AMOR ¿NO PUEDE HACER SU VOLUNTAD, NO ES TAN TODOPODEROSO, NO SALVA A LOS QUE NO SON SUS HIJOS…?
    1. ¿Creer, temer, obedecer a Dios o seguir los mandamientos?
    a. El que guarda el mandamiento guarda su alma; Mas el que menosprecia sus caminos morirá (Pv 19:16)
    2. Tormento eterno (Is 66:24; Dn 12:2; Mt 5:22, 29,30; 7:13; 10:28; 13:49,50;25:31-46; Mc 9:43-45 ; Lc…12:5)
    3. Ambiguo:¿Cómo podría abandonarte Israel…como a Admá”?(Os 11:8)
    4. Aniquilación (Mt 19:29,30; 25:46; Jn 3:16, 36; 4:14;5:24; 6:40,47, 54, 68;10:28)
    5. Salvación universal (Sl 139: 7-12 ; Jn 12:32; Hch 3.21; Ro 11:32; I Co 15:22,23; II Co 5:19; I Tm 2:4;Tito 2:11; He 2:9; I Jn 2:2) :
    a. “Pero allí donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia” (Ro 5:20)
    b. Y cuando todo le sea sometido…el Hijo mismo se someterá a aquel que le sometió todo, para que Dios sea todo en todos (I Co 15:28). Habría reconciliación, después de período “correctivo”.
    c. Dios estaba reconciliando el mundo consigo mismo (II Co 5:19)
    d. “…reconciliar consigo todas las cosas” (Co 1:20b
    e. Apocatástasis o restauración universal, con salvación al final de los tiempos, para todos hasta demonios, para que Dios fuera “todo en todos”, según Orígenes de Alejandría (185-254 dC) y otro defensor de esa doctrina, Gregorio de Nisa, el redactor final del Credo niceno (¿Qué significa “eterno” en el Nuevo Testamento? (1) l 18 agosto, 2016. blgestbibl)
    6. Las naciones (Ap 15:4) pasarán por el fuego del juicio (Ap 14:10,11) , quemándose nuestros pecados, errores, purificándonos (I Co 3:15), mil años (Ap 20),la Nueva Jerusalén: “ya no habrá llanto…porque las primeras cosas han dejado de existir” (Ap 21:4)
    7. No temer (Hellbound. 2012, parte 2,5.Blog de Estudios bíblicos)

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.