¿Cómo fue que la Biblia se volvió santa? Entrevista al historiador M. Satlow

En estos días estoy leyendo un excelente libro llamado How the Bible became Holy [Cómo la Biblia se volvió santa] acerca de la historia del texto bíblico (A.T.) entre los siglos IX a.C. y III d.C. aprox., y que trata dos temas muy interesantes: cómo fue que la Biblia consiguió ser reconocida como con “autoridad” o “autoritativa” entre los judíos primero y luego entre los cristianos, y qué significaba exactamente esa autoridad cuando los textos fueron escritos (y en sus primeros siglos de circulación) y si eso es lo mismo que actualmente algunos cristianos entienden por “la autoridad de la Escritura”. Como adelanto del libro y de las principales tesis expuestas, va abajo la traducción de una entrevista a su autor (esta trata sobre todo de cómo los judíos manejaron sus textos sagrados; no se hace referencia al cristianismo primitivo, pero cuando llegue a esa parte del libro, postearé algo al respecto). Michael L. Satlow, es profesor de la Brown University, EE.UU. Enlace original (en inglés) aquí. Disfruten.

HowTheBibleBecameHolyEl título de su nuevo libro, How the Bible Became Holy, implica que la Biblia no fue percibida como santa —en otras palabras, con autoridad— desde el primer momento. ¿Es eso correcto?

Sí. La perspectiva estándar ha sido durante mucho tiempo que los textos bíblicos se convirtieron en autoritativos, más o menos, en su momento de composición. Esta opinión predominante se basa principalmente en las propias fuertes reivindicaciones de la Biblia respecto a la autoridad. Mi propia investigación sobre el tema, sin embargo, apunta a conclusiones diferentes y más complejas.

Para empezar, tenemos que pensar en forma más amplia de lo que significa decir que la Biblia era “autoritativa”. Los textos que finalmente se convirtieron en parte de la Biblia fueron entendidos por los diferentes lectores de maneras muy diferentes. Yo etiqueto los tres tipos principales de autoridad que varios lectores dieron a los textos como normativa, literaria, y de oráculo.

En el contexto bíblico, la autoridad normativa es tomar o justificar una acción porque “la Biblia dice que debemos hacerlo”, por ejemplo, cuando aplicamos el mandamiento “Ama a tu prójimo como a ti mismo” en nuestras interacciones con los demás.

Autoridad literaria es el fenómeno común de los autores de utilizar textos anteriores como modelos para otros nuevos.

En el antiguo Israel, había una clase profesional de escribas. Mientras que realizaban sobre todo el trabajo rutinario de los burócratas, también formaban una especie de literatos, una clase profesional que leía las obras de los demás y escribían los unos para los otros. Como parte de su formación, los escribas copiaban y modificaban textos anteriores. Por lo tanto, muchos de los textos bíblicos comenzaron como ejercicios de escribas, no como los códigos legales normativamente autoritativos que decían ser. Éxodo 20-23, por ejemplo, que contiene lo que los expertos llaman el Código de la Alianza, fue escrito originalmente como un ejercicio de escriba. Escribas posteriores utilizaron e improvisaron sobre ese texto como parte de su propia formación y esto se convirtió en el núcleo del libro de Deuteronomio. ¡Pocos fuera de la élite de escribas siquiera sabían que estos textos existían!

El tercer tipo de autoridad, la autoridad de oráculo, es la idea de que el texto contiene un mensaje del ámbito divino, por lo general acerca del futuro. A lo largo de la Antigüedad, este fue el sentido principal en que la Biblia fue percibida como “santa”. Cuando, por ejemplo, Oseas profetizó la destrucción del Reino del Norte de Israel en el siglo VIII a.C., él resultó estar en lo correcto, y por lo tanto su libro fue preservado. La mayoría de las profecías que resultaron erróneas fueron rechazadas, aunque algunas lograron entrar.

DeverLivesOrdinaryPeopple¿Cómo sabemos que el pueblo judío no percibía inicialmente a la Biblia Hebrea como santa en el sentido normativo?

Simplemente, la mayoría de los hijos de Israel y sus descendientes inmediatos (que comenzaron a identificarse como judíos después del siglo V a.C.) no podía leer. La tasa de alfabetización fue excesivamente baja en toda la Antigüedad. Esto no significa necesariamente que las personas no sabían de estos textos de escribas o no los habían oído recitados por otros, pero incluso si conocían las historias bíblicas, no habría sido porque las historias estaban en la Biblia; las personas las habrían aprendido exclusivamente por vía oral. No habrían escuchado estos textos recitados en el templo, que llevaba a cabo sus sacrificios en silencio; las sinagogas no existían en la tierra de Israel antes del siglo I a.C. Y es poco probable que la gente en la Antigüedad, que daba autoridad a la costumbre establecida —hacer lo que su familia y su aldea habían hecho siempre—, hubiera anulado sus tradiciones basados en una tradición oral que aparecía también en un texto que ni siquiera podían leer. Más específicamente, existe poca evidencia de toda la Antigüedad de que los judíos consultaran textos para su comportamiento normativo. De hecho, la Biblia está repleta de innumerables ejemplos de justo lo contrario: gente haciendo caso omiso de las normas bíblicas.

Además, contamos con un número significativo de papiros legales escrito por judíos en Egipto del siglo II a.C. al siglo I d.C., y ninguno demuestra la conciencia de una ley judía distintiva, a pesar de que en ese momento otros escritos muestran que habían comenzado a adquirir cierto conocimiento de los textos bíblicos. Incluso por el siglo I d.C., cuando las sinagogas llegaron a la tierra de Israel, el conocimiento de las Escrituras era irregular y su autoridad aún no desplazó la  costumbre. Jesús, por ejemplo, tenía un conocimiento muy limitado de la Escritura.

¿El liderazgo judío siempre trató de dar autoridad normativa a algunos textos bíblicos?

Sí, pero sus esfuerzos fracasaron en gran medida. Dos ejemplos:

En el siglo VII a.C., Josías, rey de Judá, instituyó una política de reformas religiosas que se basó en el descubrimiento de un texto más antiguo que se había encontrado durante las renovaciones del templo de Jerusalén. Cabe destacar que este texto era el núcleo del Deuteronomio, que hasta entonces había estado enterrado en el templo, desconocido y sin leer. El relato bíblico es sesgado —es muy claro que su autor deseaba promulgar la llamada de Josías a centralizar el culto religioso alrededor del templo y eliminar las imágenes de deidades (“ídolos”)— pero incluso este autor subjetivo tuvo que admitir que las reformas de Josías fracasaron rápidamente, abandonadas incluso por su propio hijo.

Avancemos rápidamente 200 años más o menos hasta Esdras el escriba, que regresó a Jerusalén desde Babilonia a mediados del siglo V a.C. Funcionario de los persas, que recientemente habían conquistado Babilonia, llegó a Jerusalén armado con una copia de algo parecido a parte de nuestra Torá (los especialistas debaten exactamente qué) e intentó usar su autoridad para disolver los matrimonios mixtos a que se oponía. El libro de Esdras deja en claro que los esfuerzos de Edras no llegaron a ninguna parte.

LosMacabeosMoviePoster¿Qué cambió para que la Torá comenzara a tener autoridad normativa?

Esta forma aceptada de hacer las cosas fue alterada en el siglo II a.C. con la revuelta de los Macabeos, que dio lugar al establecimiento de los Macabeos y sus descendientes, los Asmoneos, como sacerdotes y luego también como reyes de Judea. Los Asmoneos, que se unieron en un grupo conocido como saduceos, no confiaba en los fariseos, la aristocracia más antigua, que controlaba el ritual del Templo. Los saduceos utilizaron textos para argumentar en contra de la costumbre y demostrar que los fariseos corrían el riesgo de provocar la ira de Dios por no seguir los protocolos de pureza ritual en el templo.

Los saduceos resultaron en gran medida victoriosos en esta lucha por el poder, y como resultado, comenzaron a difundir la idea de que la Torá tenía autoridad normativa. Por el siglo I a.C., sinagogas empezaron a aparecer en la Jerusalén saducea, y desde allí se extendieron a otras partes de Judea y Galilea. En las sinagogas, los judíos comenzaron a escuchar estos textos por primera vez.

Cerca de un siglo después de la destrucción del Templo de Jerusalén en el año 70 d.C., los fariseos y los saduceos se fusionaron en el grupo que se llamaba a sí mismos rabinos. Para los rabinos, poco era más importante que la Torá, que para ellos significaba la revelación completa de Dios, escrita y no escrita. Un rollo de la Torá no fue pensado como un texto para ser leído y consultado con facilidad, sino como un objeto tan santo que tenía que ser hecho prácticamente inaccesible. Vemos hoy su influencia en la forma reverente en que tratamos a los rollos de la Torá, que no son simplemente para leer en los momentos de ocio. Un rollo de la Torá es más importante como objeto sagrado de lo que es como texto. Cuando alguien desea consultar la Torá por el contenido, él o ella saca un libro impreso, no la Torá misma.

Con el tiempo, en los siglos siguientes, la Biblia, además de la literatura rabínica, se hizo cada vez autoritativa entre los judíos. Sin embargo, varias versiones similares de ella estaban en circulación, y cuando se trata de autoridad normativa, incluso pequeñas diferencias pueden ser importantes. Hubo que esperar hasta el siglo XI d.C. para que los judíos finalmente se pusieran de acuerdo en la versión exacta de la Biblia que tenemos hoy.

Usted dijo que la autoridad de oráculo ejerció la mayor fuerza en la Antigüedad. ¿Cómo es eso?

La autoridad de oráculo a la vez venera un texto y utiliza ese texto para asignar poder, prestigio y autoridad en sus intérpretes.

Este tipo de pensamiento era un lugar común en el Mundo Antiguo —de hecho, condujo a la formación de la mayoría de las principales religiones del mundo. En el cristianismo, por ejemplo, la cuestión de quién tenía la autoridad para interpretar el verdadero significado de la Escritura creó la crisis que llevó a la Reforma y el desarrollo del protestantismo.

¿Cómo utilizaron los rabinos su autoridad interpretativa?

Afirmaron poseer las habilidades para extraer el verdadero significado del texto divino.

Un ejemplo puede verse en la interpretación de los rabinos del mandamiento bíblico, “No cocer el cabrito en la leche de su madre”, que aparece en la Torá fuera de cualquier contexto claro. Reclamando para sí la autoridad de la interpretación, los rabinos llegaron a la conclusión de que Dios estaba ordenando a los judíos separar toda la carne —como esa de un cabrito— y los productos lácteos.

The Swearing-in ceremony.¿Juega la autoridad de oráculo un papel vital en la sociedad secular moderna?

Sí. La autoridad de oráculo necesita una comunidad de intérpretes, expertos reconocidos que revelan el verdadero significado de un texto desconcertante. Veo eso en el Tribunal Supremo de Estados Unidos, donde la Constitución es tratada a menudo como una especie de texto sagrado, cuyo verdadero significado es revelado por el Tribunal. Cada vez que un grupo pone un texto en su centro y luego le da el poder de interpretarlo a un grupo más pequeño, estamos viendo el impacto de la autoridad de oráculo.

Y la autoridad normativa en la actualidad ejerce una fuerza más fuerte en el ámbito secular de lo que nunca hizo. EE.UU. es una nación de leyes escritas, desde la Constitución para abajo, y su ciudadanía fusiona de forma natural la escritura, la autoridad y la ley. La idea misma de una nación que puede ser construida en torno a un texto surgió del profundo respeto que sus fundadores otorgaron a la autoridad de los textos. Los estadounidenses son extraordinariamente diversos, y sin este compromiso con dicha autoridad, me pregunto si podríamos funcionar juntos como un solo pueblo.

Los textos también ejercen una fuerte influencia en nuestra vida cotidiana. En el lugar de trabajo, por ejemplo, se espera de muchos de nosotros que sigamos memorandos y declaraciones de misión. En casa, a menudo cocinamos con recetas escritas. Y en la sinagoga, cuando oramos, normalmente usamos un Sidur (libro de oraciones).

En la Antigüedad, por el contrario, era raro que textos de cualquier tipo —incluso los cívicos— fueran considerados normativos. La autoridad normativa personal de un texto es en gran medida una idea rabínica.

¿Está diciendo que los rabinos fueron en gran parte responsable de la autoridad normativa que damos por sentado hoy en día?

Sí. Fue el método de interpretación rabínica de los textos bíblicos, desarrollado a lo largo de milenios, lo que elevó la autoridad de los textos por sobre la costumbre.

En nuestros días, los textos son parte tan integral de nuestras vidas y comunidades, que a veces es difícil para nosotros imaginar un mundo en el que jugaban poco o ningún papel. Este es quizás el mayor legado de la Biblia: la noción radicalmente inverosímil que uno puede construir una comunidad, una religión, una cultura, e incluso un país en torno a un texto.

Categorías: Entrevistas, Traducciones | Etiquetas: | 3 comentarios

Navegador de artículos

3 pensamientos en “¿Cómo fue que la Biblia se volvió santa? Entrevista al historiador M. Satlow

  1. Muy buena reflexión sobre los orígenes del fundamento de la ley escrita y la diversa autoridad de interpretación de los textos. Para una abogada que recién ahora está empezando a cursar Letras es muy didáctico.

    Me gusta

  2. Pingback: ¿Cómo fue que la Biblia se volvió santa? Entrevista al historiador M. Satlow | maroxana

  3. LA BIBLIA NO ES PALABRA DE DIOS, CONTIENE AMBIGUEDADES…
    La Biblia, recopilación de ambigüedades, doctrinas que ameritan exégesis ¿Cuándo dejarán su transcripción y enseñarán su interpretación?
    La Biblia no es, ni ha sido la “palabra de Dios!” Se le ha tildado así a este antiguo texto largo, después de que los libros escritos, han sido recogidos y unidos como un solo volumen. Originalmente, era una crónica “de la historia de una tribu o pueblo particular, mientras viajaban en el tiempo tratando de dar sentido a su vida y a su Dios. Sus páginas están llenas de leyendas míticas, recuerdos, cuentos populares y la historia de la tradición de Oriente Medio”.
    Los autógrafos se refirieron a temas comunes a los años1000aC y 100dC, difíciles de asociar y comprender.
    Los dogmas, credos y creencias doctrinales se fundamentaron en la autoridad de la Biblia, delimitándolos humanamente, dando seguridad, por fe pero no por convicción, precisión. Se les declaró herejes a los que desafiaban la inerrancia y exactitud bíblica, sobre todo durante la inquisición.
    En el siglo XVI se confrontó la obediencia, iniciándose la Reforma (Nueva entrada] Trazando la Nueva Reforma, Parte II~ : Bishop John Shelby Spong‏)
    Hoy no hay acuerdo en determinar en qué consiste exactamente la Palabra de Dios, de la lectura literal de la Biblia, del método interpretativo histórico-critico a las indicaciones del Espíritu Santo… (García Ruiz Máximo.12/12/2015La autoridad de la Iglesia .Lupa Protestante)
    Dios no ha podido escribir nada, porque se limitaría (CDH, I 12/.La fe)
    “La Biblia es un armazón de lenguas antiguas, mezcladas y copiadas innumerables veces por seres humanos, sin instrumentos digitales ni ayudas electrónicas de ninguna clase. Como ya lo afirmaba Eliette Abécassis en su novela: Cada letra es un mundo, cada palabra, un universo” (Chacón José. I 13/16.La Biblia es clara: La complejidad de sus lenguas. http://www.imperfectos.org).
    Fascinan sus géneros literarios como el epistolar, paulino, juanino; histórico, poético, sapiencial, profético; estilos apocalíptico, evangélicos, legislativo/legal, mítico (La creación, para fundamentar el shabat!), parabólico.
    Si es única, de principio a fin, un versículo no puede extrapolarse como respuesta, sacarse de su contexto:

    No se corten el cabello en redondo, ni se despunten la barba (Lv 19:27; cf I Co 11:14,15)
    Y no haréis rasguños en vuestro cuerpo… ni tatuaje en la piel (Lv. 19:28), ¿prohibición de cualquier tatuaje, cuando se Omite “por un muerto” ?
    No os unáis en yugo desigual (II. Co. 6:14), con los incrédulos porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?
    ¿Es toda la Biblia literal, simbólica; según el género que se lea ¿depende el NT del Antiguo? Lo relee, retoma y le hace paralelos, pero es consecuencia del ministerio de Jesucristo, no del judaísmo (Chacón Jose. I 17/16. ¿La Biblia Es Clara? La Complejidad de su texto.www.imperfectos.org).
    La Escritura no intenta dictar normas que coartan la libertad, sino orientar “a la convivencia, a la paz, al amor, a la fraternidad, a la concordia…, a la vida, de forma especial para los más desfavorecidos.”; lo contrario es fundamentalismo farisaico, partiendo de ambigua legalidad bíblica (Dt 21:18-21), del antiguo entorno sociocultural., aberrante, no en época del cristianismo, como la homosexualidad consentida entre romanos, pero sí hoy, como la esclavitud (Álamo Pedro · 19/01/2016.Homosexualidad, Biblia y cultura. Lupa Protestante)
    La Biblia se relee literalmente al inicio, preguntándonos ¿Qué nos dice subjetivamente, o alegóricamente, desde el punto de vista histórico, ideológico, socio antropológico, de género, es decir bíblico-teológico, analizando “mitos, las falsas creencias, las imágenes estereotipadas de Dios y del ser humano”?
    Luego se descubren “los personajes que interviene en el texto: el narrador, los testigos, los…que hablan y los que se nombran. Luego… las escenas del texto… se enlazan los hechos por escenas, según el contexto de la época. Y desde allí comprender el mensaje transformador que tienen los hechos narrados para aquellos testigos y para el narrador”.
    El contexto era grupal, familiar, social, moral del “honor y la vergüenza, no la culpa”
    (Fonseca ·Nidia V. 02/06/2008.Relectura bíblica terapéutica: El Evangelio de Marcos 18-22. Lupa Protestante)

    Dios es misterioso, no es humano; actúa ocasional y situacionalmente; usamos palabras y pensamientos individuales para tratar de entenderlo y describirlo, aunque no puede ser entendido por completo, (El toque de una mujer: Pastores analizar una lectura de la Escritura femenina
    13 ii/16. Evangelizadorasdelosapostoles)
    La primera Biblia no fue escrita, fue el cosmos, la primera creación de Dios (Ro 1:20).
    Hasta el siglo V los hijos de Israel se identifican como judíos; eran mayoritariamente analfabetas; para esa época no se habían escrito los textos bíblicos, se podrían reconocer algunos por tradición y transmisión oral, por lo que su comportamiento no era moralmente normativo, sino según la cultura grupal; en el siglo VII, Josías rey de Judá, quiso hacer reformas religiosas, centralizando el culto en el templo, eliminando ídolos, al descubrir texto de Deuteronomio, fracasando en el intento. Un funcionario persa (s V) intentó disolver los matrimonios mixtos, sin éxito (Esd). Papiros egipcios del siglo II no demuestran que se tenga conocimiento de “una ley distintiva judía”; hasta el siglo I afirman la toma de conciencia de la autoridad de los textos bíblicos. “En las sinagogas, los judíos rabínicos resultado de la fusión de saduceos con fariseos, comenzaron a escuchar estos textos por primera vez”; para ellos significaban la revelación divina, rollos sagrados e inaccesibles de la Tora.
    En el siglo XI dC.se aceptó la versión exacta bíblica (¿Cómo fue que la Biblia se volvió santa? Entrevista al historiador M. Satlow. 15 febrero, 2016. Blgestbibl)

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.